13 de febrero Día Internacional del Condón

0
523

El Día Internacional del Condón fue propuesto y establecido por la AIDS Healthcare Foundation, o Fundación para el Cuidado del Sida, en el año 2012. La fecha de su celebración se seleccionó por ubicarse en vísperas del Día de San Valentín por lo cual se celebra el 13 de febrero de cada año. Esta celebración busca incentivar el uso responsable del condón y así prevenir enfermedades de transmisión sexual y evitar embarazos no deseados.

Los primeros preservativos

1000 años antes de cristo, los egipcios ya utilizaban preservativos fabricados en lino para evitar la transmisión de enfermedades y bacterias de transmisión sexual, de hecho, se han encontrado pinturas y jeroglíficos que demuestran que su uso se extendía más allá de la realeza llegando a ser casi cotidiano.

Unos años más tarde, hacia el siglo II de nuestra era, se encuentran en las cuevas Combarelles en Francia, restos de preservativos fabricados con entrañas de animales de los cuales se desconoce si su uso era estrictamente preventivo más bien de tipo ritual. No es hasta 1640 en Inglaterra cuando vuelve a aparecer el uso de este utensilio de forma documentada.

En esta época, los preservativos se utilizaban para luchar contra las grandes pandemias de sífilis, pero al estar fabricados en piel de animal (por lo cual su coste era bastante alto para la plebe) se reutilizaban varias veces, de tal manera que no era de extrañar encontrar preservativos tendidos junto a la ropa en las cuerdas en las que se secaba la colgada.

Durante la misma época, los chinos comenzaron a fabricar preservativos de un material algo más seguro para asegurar las condiciones higiénicas del sexo, tras observar que de 1000 hombres que habían utilizado este método en Europa, muy pocos habían contraído la enfermedad de la sífilis. Estos preservativos se realizaban con cuero fino de alta calidad y se sumergían en una solución de sal para su posterior secado, higienizándolos y aportándoles mayor seguridad contra las enfermedades.

Los preservativos modernos

A principios del siglo XX tras la aparición del proceso de vulcanizado de la goma, el preservativo cobró protagonismo como método para el control de enfermedades y por primera vez, como método anticonceptivo.

La inclusión del látex como material de fabricación, hizo que su coste se abaratara y por esto mismo se popularizara su uso en campañas de concepción, aunque con la llegada de la píldora por los años 60 tuvo un declive bastante pronunciado.

Actualmente, el condón es uno de los primeros métodos de protección contra enfermedades de transmisión sexual y embarazo y su uso es prácticamente imprescindible para mantener relaciones sexuales seguras.

Condón semáforo: cambia de color si detecta alguna enfermedad

Imagina que tu condón te avise si estás en contacto con alguna enfermedad de transmisión sexual.  ¿Te lo imaginas?  Esto podría ser posible muy pronto, gracias al trabajo de tres adolescentes ingleses.

El preservativo, mejor conocido como condón semáforo, está creado con una molécula que puede ponerse de un tono específico cuando se le adhiere algún virus y alerta de la siguiente manera:

  • Verde sí tuvo roces con clamidia
  • Amarillo sí fue con herpes
  • Azul para la sífilis
  • Morado ante el virus del papiloma humano

El propósito de este condón semáforo es que se pueda conocer de manera más simple, sin los métodos invasivos de los médicos, que se tiene una enfermedad sexual y así poder tratarla a tiempo.

Este proyecto científico que les otorgó a los tres chicos el primer lugar del concurso de emprendimiento juvenil en los Teen Tech Awards, está listo para ponerse en práctica y ahora sólo se espera que un inversionista esté interesado para lanzarlo al mercado.